URGENCIAS, EL CAPÍTULO CONTINÚA


Queridos amigos:

Aquí seguimos en Urgencias, y seguimos de milagro. Porque después de estar aquí desde las tres y media de la tarde, el médico pretendía dar de alta a mi marido, sin ningún tipo de reconocimiento, analítica, ecografía, radiografía o prueba diagnóstica alguna. En ese momento le he mostrado mi malestar, y ni me ha contestado, por lo que he insistido y me ha dicho que no lo iba a provocar. Le he dicho que no me interesa provocarle, sino que atiendan bien a mi marido , pues no creo que su estado sea para despacharle con una simple pastillita. Y le he tenido que decir, que iba a presentar una reclamación de usuario, porque no estaba de acuerdo con el protocolo, si es que ha habido alguno seguido con mi marido, y que esperaba por su bien, que no se equivocara. En ese momento Antonio se ha quejado, y ha dicho ¿le duele? pues claro hombre llevamos diciendolo media hora, para no saber ni sabía que tipo de analgésico le ha puesto la enfermera que ha pinchado a mi marido al llegar, así que cómo la situación se estaba poniendo confusa, pues ha decidido pedir una tira de orina y una placa abdominal. Al final, parece que de las dos hipótesis que yo le había dado, y no por creerme enteradilla sino por sentido común, ha resultado ser una de ellas, un cólico nefrítico, pero para no dar su brazo a torcer el señor ha decidido decir que es que presentaba mi marido síntomas atípicos. Que yo sepa en un cólico nefrítico, pues hace años tuve uno, el dolor irradia del riñón hacia el abdomen, pues además mis cuatro partos han sido con dolor de riñones, y eso es lo que me ha parecido a mí.

En quince años creo que es la segunda vez que se pone enfermo mi marido,  y por lo que se ve ha debido de gastar mucho dinero ya  con lo poco que ha usado la inseguridad social chavera y zetapera. Al final a ver que pasa, ahora si van a hacer pruebas una pena, que las cosas no se hagan mejor de primera.

Buenas tarde y seguiremos informando.

Anuncios

Un comentario en “URGENCIAS, EL CAPÍTULO CONTINÚA

  1. Insiste y no cejes Anaroski. En el 85% de los cólicos que he sufrido en mi vida (y han sido unos cuantos) en la primera radiografía el médico no veía nada. Al cabo de 3 radiografías (habitualmente) ¡oh sorpresa! pedrusco de 1 cm. En estos casos la única esperanza es toparse con un médico que haya sufrido cólicos. Son los únicos que te comprenden e intentan ayudar.

    Y una vez en casa lo mejor es una manta eléctrica.

    Me gusta

¿Qué te ha parecido? Deja tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s