A lo mejor


 

cimg0210

A lo mejor merezco esta pena que siento,

a lo mejor debería haber hecho las cosas de otra manera,

a lo mejor me equivoqué y no tomé la decisión adecuada,

a lo mejor podía haber evitado mojarme si no me hubiera metido en aquel charco,

a lo mejor mi vida sería más sencilla si no me la complicara tanto,

a lo mejor todo funcionaría de otra manera si no siguiera muchas veces los impulsos del corazón.

Pero a lo mejor no sería yo, sería otra persona la que estaría hoy aquí, una vez más delante del ordenador intentando arrancarse un dolor inmenso tan fuerte, tan grande que me parte el corazón en dos.

A lo mejor si no te hubieras marchado tan pronto, si hubiera podido decirte algunas cosas, quizás a lo mejor algunas cosas habrían sido distintas, o quizás no.

La vida nos pone elecciones, y Dios la libertad de elegir, de tomar el camino que creemos correcto, un camino que se presenta largo o corto, liviano o empinado, en soledad o acompañado, dependiendo de lo que vaya serpenteando ese carril llamado vida.

Decepciones, tristezas, desencuentros, olvidos, indiferencias, se entrelazan con alegrías, esperanzas, satisfacciones, momentos felices, momentos únicos, especiales e inolvidables, días que quedan marcados en tu memoria y que te acompañarán hasta tu muerte.

Así es la vida, a veces se gana, otras se aprende, pero sobre todo se aprende, y mucho, cada día que amanece es una nueva oportunidad para aprender, para vivir, para reir, para ser feliz, y qué mejor manera que ofreciéndolo a esas personas a las que quieres, a las que te hacen ponerte en pie, coger el casco, la coraza y la espada y entablar mil batallas, navegar por mil mares, caminar por centenares de caminos para verlas un poco feliz.

Se me pasa la vida, de hecho ya han pasado 44 tacos, y miro hacia adelante pidiéndole a Dios que no me lleve aún, que me deje seguir siendo protagonista de este libro familiar en el que un 7 de junio de 1998 me puso junto a mi marido.

Ya hemos vivido muchas etapas, mamá no me dejes sola, mamá yo puedo hacerlo solita, mamá eres la mejor, y ahora toca la de mamá no tienes ni idea, mamá eres una carca y lo que me dicen los demás vale más que lo que llevas tu diciéndome toda la vida, y es que realmente, a todos nos llega ese momento en el que se nos cae la venda, en el que nos damos cuenta que nuestros padres no eran tan perfectos como los habíamos imaginado. Pero no solo eso, también nos damos cuenta los padres de que hemos fallado en cosas a la hora de educar a pesar de que cada día nos hayamos dejado la piel para hacerlo lo mejor que nuestro carácter, cariño y aptitud nos haya permitido.

Abrimos nueva etapa, y esta etapa no me gusta tanto como las demás, esta nueva etapa me está siendo muy difícil, por suerte, he decidido grabarme a fuego una frase, “Quiérelos cuando menos lo merezcan porque es cuando más te necesitan”, ahora solo me queda mantenerme firme en lo que creo que debo serlo, pedir a Dios la luz que necesito para ser una buena guía y un buen puntal que guíe su camino y esperar, esperar que esta horrible etapa que ha comenzado no dure mucho, porque se me va a partir el corazón.

Buenas noches de Jueves Santo.

Anuncios

Un comentario en “A lo mejor

¿Qué te ha parecido? Deja tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s